El Ramakien, para acercarse al alma Thai

Aquel visitante que desee bucear un poco más del universo cultural de los Tais tiene una buena ocasión para hacerlo a través de la historia del príncipe Phra Ram, una leyenda que se narra en el Ramakien, la obra más importante de la literatura clásica tailandesa

El texto es una adaptación del Ramayana indio, un poema épico anterior a la era cristiana comparable a La Iliada de Homero. En la India es aún hoy muy popular y su recitación se considera una acción de gran mérito. Su protagonista, el príncipe Rama, se cree que es un avatar del Supremo Protector Vishnu.

En la epopeya del Ramakien se cuenta la historia del príncipe Phra Ram en su lucha por recuperar a su legítima esposa, Sida, secuestrada en el bosque por el rey de los demonios Tosakan.
Previamente, el príncipe había sido apartado de la primera línea sucesoria que en justicia le correspondía por intrigas de palacio, así como obligado a vivir en el destierro durante 14 años.

Ramakian PRINCIPAL 1.jpg

La fuerza del Ramakien se entiende mejor si tenemos en cuenta que a los seres humanos nos gusta pensar sobre nosotros mismos mediante relatos. A través de ellos nos situamos en el mundo y damos forma a nuestra sociedad. Y no sólo esto, sobre estas narraciones se construyen más tarde una buena parte de nuestras creencias personales y costumbres, es decir, nos mueven a la acción.
Los grandes relatos míticos constituyen una parte fundamental de la historia sagrada de los pueblos.

Camino de Lanka, lugar donde la princesa Sida permanece secuestrada, se pondrán a prueba las cualidades y temperamentos de los distintos personajes en su lucha contra los partidarios de Tosakan.
Así, el propio príncipe Phra Ram tendrá múltiples ocasiones para mostrar las virtudes propias del rey ideal, como son el sentido de la justicia, la lealtad y la compasión.

En los distintos episodios aparecen seres humanos y también mitológicos, como es el  caso de Hanuman, general de un ejército de monos, fiel y valiente aliado de Phra Ram, con gran protagonismo en la versión tailandesa. 

Ramakian PRINCIPAL 2.jpg

Veamos un par de ejemplos.

En la imagen superior, Hanuman (con una máscara blanca) aparece detrás del hermano del demonio Tosakan, Piphek, que duerme junto a su esposa Naang Treechada (habitación izquierda) y también se ve a otro demonio llamado Kumphakan y su esposa (habitación derecha).

En el Ramakien cada imagen es parte de la narración y los personajes a menudo aparecen más de una vez en la misma escena, como es el caso aquí con Hanuman.

Bien, la escena tiene lugar en el Palacio de Tosakan en Lanka mientras todos duermen. Hanuman entró usando magia en busca de Naang Sida.

Se trata de un momento de alta tensión porque en el caso de que una de esas mujeres que yacen junto a los demonios fuera Naang Sida, sería una muy mala noticia y tendría consecuencias fatales al hacer patente su infidelidad, incluso si sucedía en contra de su voluntad.

---

La siguiente escena nos muestra a Tosakan (el personaje con diez brazos) escuchando a su hermano menor Piphek.
 

Ramakian PRINCIPAL 3.jpg

Poco antes estaban durmiendo y Tosakan tuvo un mal sueño, por lo que le pidió ayuda a Piphek para hacer inteligible su significado.

En el sueño aparecen dos buitres, uno blanco y otro negro. El primero derrota al segundo
Un mal augurio antes de la batalla es la peor noticia, de hecho es ya media derrota.

Como Piphek no puede conjurar tanta mala suerte, Tosakan se enfurece y lo envía al exilio además de quitarle todas sus pertenencias. Una respuesta muy injusta para alguien que solo ha demostrado honestidad y lealtad.

Imagen inferior. Caminando hacia el destierro Piphek es arrestado y llevado ante Phra Ram, quien después de escuchar atentamente lo que sucedió y apreciar la honestidad de Piphek, lo acoge en su propio ejército.
Al final de la historia, Piphek gobernará el Reino de Lanka una vez que Tosakan sea derrotado y muera. 
Un nuevo y justo rey.

Ramakian PRINCIPAL 4.jpg

A lo largo de la historia los comportamientos que muestran cada uno de ellos son muy importantes, pero hay más.

Es probable que la inclinación de los tailandeses a visitar sacerdotes brahmanes, médiums y videntes para saber cuándo es más propicio emprender nuevos proyectos así como a llevar a cabo ceremonias propiciatorias, esté relacionada con pasajes como este.

---

Entre las características que diferencian al Ramakien de su predecesor, el Ramayana, hay una especialmente interesante:

En el Ramakien, una vez liberada la princesa Sida, su comportamiento durante el cautiverio es cuestionado y después de haber pasado ciertas pruebas que confirman su inocencia, junto con la intercesión de los dioses, se vuelve a reunir con Phra Ram. Un final feliz que muestra el triunfo de la virtud y la justicia sobre el mal.

Mientras que en el caso del indio Ramayana, la evidencia exculpatoria no es suficiente y Sita (Sida) no regresa con Rama (Phra Ram) y muere en el exilio. Una final agridulce que enfatiza la necesidad de la virtud, aunque pueda implicar tener que hacer el mayor de los sacrificios.

Las dos versiones más importantes fueron reescritas por el Rey Rama I y el Rey Rama II al comienzo del período histórico de Rattanakosin después de 1782. La primera y más completa se puede ver hoy en los murales de las paredes interiores del Wat Phra Kaew en Bangkok.

Aunque cuenta con referencias que vinculan la acción al pasado de Tailandia, su lógica y desarrollo no son históricos. 

Ramakian PRINCIPAL 5.jpg

Quizá te interese