El masaje tailandés

En Tailandia puede aprender a dar masajes si lo desea, pero lo que no puede dejar de hacer es recibirlos, una delicia. Los hay de distintos tipos y no son caros.
Eche un vistazo a este audiovisual y decida por cuál empezar.

Hay dos opciones, puede seguir leyendo o se lo podemos conta en el siguiente video.

Massage PRINCIPAL 1.jpg

Una de las actividades más atractivas y económicas que todo turista debe probar en Tailandia son los masajes. 
Al final de un día caluroso o en el que se haya pateado cualquier rincón del país es un buen momento para darse un masaje. 
Al medio día, cuando el sol aprieta y necesita relajarse un poco, encontrará el lugar ideal en una habitación con luz tenue, aire acondicionado y unas manos que le van a tratar con delicadeza.

El masaje tradicional tailandés tiene su fundamento en la idea de restablecer el equilibrio energético del cuerpo, de manera que el masajista presiona los puntos donde la energía se acumula y la distribuye de modo uniforme. Incluye  también diversos estiramientos. 
El resultado final es terapéutico y relajante, ya verá. 
Suelen durar entre una y dos horas.

Massage PRINCIPAL 2.jpg

El masaje con aceites se realiza en prácticamente toda la superficie del cuerpo, por lo que además de relajar los músculos y liberar la energía acumulada, se estimula la acción que corresponda al tipo de esencia utilizada. 
Como parte de la aromaterapia, el aceite se absorbe a través de la piel y entonces sus propiedades saludables comienzan a actuar, incluidas las vitaminas y minerales que pueda proporcionar.
La delicadeza del masaje es otro de sus grandes atractivos.

El masaje de pies se extiende por la pierna hasta la rodilla y busca abrir las líneas energéticas, así como estimular los puntos reflejos asociados a los distintos órganos internos.
Este masaje mejora la circulación de las piernas y favorece el drenaje linfático, reduce la tensión de los músculos y proporciona una sensación de alivio y bienestar general. 
Suele durar una hora y en ocasiones la masajista dedica los últimos 10 minutos a las manos y los hombros.

Massage PRINCIPAL 3.jpg

El masaje curativo parte de la idea, como ya hemos dicho, de que la salud está vinculada al equilibrio energético y cuando se pierde, esta técnica permite recuperarlo. Con este objetivo el terapeuta presiona distintos puntos y lineas del cuerpo, que alivian numerosas dolencias como los dolores de espaldas o los calambres musculares.

Si explicar su fundamento es relativamente fácil la práctica lo es mucho menos, requiere masajistas expertos porque se deben presionar con sumo cuidado y precisión los distintos puntos y líneas. Por esta razón es necesario ponerse en manos de terapeutas muy cualificados.

Como podrá comprobar los hay de distintas clases y precios, no se los pierda. 

Quizá te interese